Boda en hotel HO Ciudad de Jaén

Fran & Jose Carlos

El Hotel HO Ciudad de Jaén vivió una boda sin igual 

Y es que tanto Fran como Jose Carlos lo tenían muy claro, querían una boda de emociones y un fiestón… TAMBIÉN!! 

Pero antes de llegar al Hotel HO Jaén…

Ya empezaba bien el día cuando al llegar a la casa del primer novio, José Carlos, nos lo encontramos en la puerta de la calle, abriendo el buzón y en calzones…

Esta boda prometía.

Aquí estuvimos riéndonos un buen rato por la situación y vimos que el novio era una persona muy risueña y también una buena pieza… 😜😜

Con nuestra llegada empezó a ponerse nervioso, y encima no hacía nada más que pensar en que su futuro marido estuvo a las 5 a.m. tomándose una tila por los nervios.

Pensaba casi más en su pareja que en él mismo.

Pero comenzó a relajarse a la vez que empezaron las sorpresas. José Carlos quería sorprender a su madre preparando y engalanando el antiguo «Patrol» de su abuelo.

Un coche muy simbólico para ellos y que esta vez iba a servir como el coche oficial de la boda. Las lágrimas de su madre, tia y abuela eran de felicidad. Era la mejor forma de que su abuelo estuviera presente. 

 Segunda parada: la suite del Hotel HO Ciudad de Jaén

Cuando terminamos con José Carlos nos fuimos para la suite del hotel HO Ciudad de Jaén, donde se preparaba Fran, y nos sorprendimos al ver más nerviosa a toda la familia del novio que a él mismo.

Por eso, hay unas fotos realmente emotivas de Fran con sus padres y sus dos hermanos unidos como una piña y llorando de emoción.

lo que les faltaba…, una sorpresa que tenía el novio preparada para su padre: regalarle el reloj de su abuelo ya fallecido con una nota que nos emocionó hasta a nosotros.

Después de los momentazos que habíamos vivido en tan solo 2 horas…, salimos pitando para la ceremonia.

Una boda en la que el hotel HO Ciudad de Jaén recordará

Tuvieron una ceremonia civil decorada con tiendas tipis, flores, detalles muy currados hechos por los novios y un sol deslumbrante.

No sé si habrás asistido a alguna boda civil, pero por lo general son muy emotivas porque la gente habla con total sinceridad sobre los novios, sobre el amor que se tienen, lo buenas personas que son y las experiencias que han vivido juntos.

Claro, aquí se nos siguen saltando las lágrimas como si todo lo bonito que dice la gente fuera con nosotros… Pero por eso nos encanta nuestro trabajo, porque trabajamos con sentimientos y momentos felices.

El banquete estuvo lleno de sorpresas para los padres de los novios y para algunos invitados, y siempre con mucha actitud positiva y diversión.

Y en la barra libre ni te cuento… Eso fue una fiesta en toda regla.

Mira que llevamos bodas a nuestras espaldas, pero como esta… la verdad es que pocas.

Ha sido una boda súper alegre, divertida, entretenida y de muchas emociones bonitas.

José Carlos y Fran son unos cachondos, y eso lo demostraron en su boda y en cada cosa que hacían. Contagiaban a los invitados las ganas que tenían de pasárselo bien, y todo el mundo les correspondía.

Y es que estamos acostumbrados (por lo general) a ver a los novios un poco comedidos, pero estos dos guasones se mostraron tal y como son, y eso hizo que disfrutaran su boda al máximo y que los invitados se divirtieran el doble.

Y por supuesto a nosotros también nos contagiaron de buen rollo, porque acabamos reventados después de 12 horas trabajando, pero con el cariño y la gratitud que nos tenían a cada momento fue todo un placer.

Y si tú también quieres contaminarte de un poquito de diversión y emotividad, no te pierdas esta sesión de boda.

¿Estás buscando fotógrafo para tu boda?

Otras Bodas con mucho Love:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

© Todos los derechos reservados. Love Sabalet es una marca que pertenece a Estudio Lobo